DLA - Información | 14/07/2017 | 1:35 pm
Más de 6 horas pueden pasar en cola
Duermen en las estaciones de servicio por combustible

Una de las colas más largas era la de la bomba de la Guacara que pasaba el viaducto nuevo

Gráficas: Cortesía

Las colas de este viernes se parecían mucho a aquellas que se vivieron en el paro petrolero 2002, cuando casi ninguna estación de servicio estaba surtiendo combustible

María Gabriela Rangel / @MaríaG_Rangel / Lcdamagabriela@gmail.com.-

Entre las 11 y 1 de la madrugada comienzan a llegar a las estaciones de servicio de la capital del Táchira, San Cristóbal, ciudadanos en sus vehículos que se encuentran en búsqueda de combustible.

En lo que va de semana han sido varios los centros para el despacho de este rubro que no han abierto sus puertas, por lo que los tachirenses se ven obligados a pasar la noche en cola para conseguir unos cuantos litros de gasolina o gasoil.     

La situación exacta sobre lo que ocurre con el despacho del combustible se desconoce, aunque el gobernador del estado, José Gregorio Vielma Mora, en horas de la tarde de ayer, aseguró que las trancas han impedido el ingreso de gandolas a la entidad.

Sin embargo, algunos ciudadanos consultados consideran que no es esta la verdadera razón, pues las fallas de suministro en Táchira son reiteradas y no comenzaron hace 100 días.        

Aunque las colas en las ES ya son una  “costumbre” en la entidad, este viernes la espera superaba las 6 horas, lo que consideran quienes esperaban por el servicio como una verdadera humillación, pues creen que el Gobierno no ha querido despachar el combustible.

El caos vehicular fue casi total en la ciudad capital, sobre todo en los sectores como Barrio Obrero, en donde hay 2 estaciones de servicio y las filas de espera eran ya en dobles, además de que se les unía la cola de la ES del Don Bosco que llegaba hasta la antigua sede de Cotatur.

En la Guacara la cola subía por toda la 19 de Abril, pasaba el viaducto nuevo y bajaba. La de Carabobo, le daba la vuelta a la manzana y subía por la calle 16; mientras que todas las de La Marginal se mantenían con larga espera, que subía hasta el 23 de Enero. La avenida España tenía más de 2 manzanas en fila; estos como algunos ejemplos.   

A lo que se someten  

La inseguridad es otro de los factores a los que se enfrentan al prácticamente dormir en una cola. Muchos han sido los robos que han sido presenciados por quienes esperan para llenar su tanque y pese a eso continúan exponiéndose “por necesidad”.

Denunciaron que pese a que esta situación es de conocimiento público, los órganos de seguridad como la Guardia Nacional y Policía, Bolivariana o del Táchira, brillan por su ausencia en las colas, y es por eso que el hampa hace de las suyas.

Por esta situación la mayoría de conductores hacen la fila con sus vidrios prácticamente cerrados para evitar que los atraquen. Tal es el caso de Víctor Guzmán, tachirense que llegó a la ES de La Guacara cerca de las 3 de la mañana de este 14 de julio. Esta cola llegaba al viaducto nuevo y bajaba.

“Llegué y en el nombre de Dios no queda más que encomendarse al Santísimo para que lo proteja a uno. Hace bastante calor cuando pega el sol, pero no se puede bajar el vidrio porque lo roban a uno, por eso yo no traigo ni teléfono, nada, porque se aprovechan de que la Policía no está y nos atracan”, lamentó.

Aseguró que no tuvo más opción que pasar la noche en cola porque solamente tiene un cuarto de tanque de gasolina, “porque soy taxista, imagínese lo que pierdo es el tiempo de trabajo para llevarle comida a mis hijos y esposa”.

Para Leonardo Gañán la espera será de más de 6 horas, pues salió a las 4 de la mañana y comenzó a hacer la cola para la ES de La Guacara y logró quedar en el viaducto nuevo, pero casi a las 9 la cola no había avanzado pues la ES no tenía combustible, por lo que resignado se fue a otra fila para la bomba del Don Bosco.

“La agarré en Cotatur y va lenta, hay que esperar porque la cola es muy larga. Hay que pasar en doble fila por el frente de la ES y bajar y dar la vuelta. Yo estimo en tres horas salir”, explicó a las 10 y 40 de la mañana, cuando ya tenía 5 horas en cola.

Dijo sentirse cansado de esta situación pues “no se puede llenar el tanque tranquilo, así uno se vaya para las ESA que es más caro, la cola es la misma, entonces no entiendo qué está haciendo el Gobierno, aparte de humillarnos que es lo que les gusta. Estamos cansados”.   

Por su parte, Andrés Viloria cree que las trancas en las vías no son la razón de las colas y falta de gasolina, como argumentó el gobernador, ya que las gandolas pueden circular a final de la tarde cuando se abre el paso y ante la situación deberían hacerlo de noche.

“Que no están llegando las gandolas por las trancas es falso, porque si uno sabe que dicen que por ley ellos no pueden circular en la noche por qué el gobernador, con todo el poder que tiene, por qué no llama y les dan un salvoconducto y nos arreglan la situación, es porque no quieren, por más nada, les gusta que estemos así humillados”, señaló.

Viloria cree que la falla es más política y un tipo de “retaliación en contra del estado… Siempre nos ponen a nosotros a sufrir. Aquí tenemos el chip para frenar el contrabando y eso está igualito y nosotros con el cupo regulado. Desde siempre las colas de la gasolina han estado en Táchira porque no nos mandan gasolina, que ahora  quieran decir que es por la protesta es otra cosa”.           

Noticias Relacionadas:

Quiénes Somos | Estructura Corporativa | Aviso Legal | Dónde Llegamos | Contacto

Copyright © 2014. Editorial Diario Los Andes. Venezuela | RIF: J-09003756-0