DLA Columnas | 26/03/2017 | 1:00 am
Papa Francisco pidió mayor solidaridad a la UE

Por: Marinellys Tremamunno

En una audiencia inédita entre el pontífice y 27 jefes de Estado y de Gobierno de los países miembros de la Unión Europea, el Papa advirtió que sólo “la solidaridad” puede salvar el proyecto europeo

El primer Papa no europeo, Jorge Mario Bergoglio, recibió por primera vez en Vaticano a los 27 jefes de Estado de la Unión Europea. Una reunión inédita que se llevó a cabo en la Capilla Sixtina, en la víspera de la celebración de los 60 años de los Tratados de Roma que sellaron la constitución comunitaria el 25 de marzo de 1957.

Como era de esperarse, el pontífice emitió un discurso bastante crítico sobre el actual desenvolvimiento de la unión, que alertó “no puede ser un manual de normas a seguir” sino más bien considera que debe ser una “estructura viva” que debe encontrar su espíritu en “la solidaridad”, para poder hacer frente a las fuerzas centrífugas que atentan contra ella.

El Papa Francisco quiso además recordar los principios fundacionales de la Unión Europea, pues considera que existe “un vacío de memoria” de los motivos que inspiraron a los padres fundacionales. Recordó que entonces se tenía conciencia de los años oscuros y sangrientos de la Segunda Guerra, y que gracias a “la solidaridad sancionada el 25 de marzo de 1957”, hoy Europa vive “el tiempo de paz más largo de los últimos siglos”.

 “El hombre al centro de las instituciones”

 “La solidaridad no es sólo un buen propósito: está compuesta de hechos y gestos concretos que acercan al prójimo, sea cual sea la condición en la que se encuentre. Los populismos, al contrario, florecen precisamente por el egoísmo, que nos encierra en un círculo estrecho y asfixiante”, enfatizó.

La solidaridad que pide Bergoglioimplica esa “cultura del encuentro” entre los miembros de la unión, pero sobre todo con “los muchos migrantes que llegan a las costas” de Europa. “No se puede limitar a gestionar la grave crisis migratoria de estos años como si fuera sólo un problema numérico, económico o de seguridad”. 

Además, indicó que “Europa tiene un patrimonio moral y espiritual único en el mundo, que merece ser propuesto una vez más con pasión y renovada vitalidad, y que es el mejor antídoto contra la falta de valores de nuestro tiempo, terreno fértil para toda forma de extremismo”. 

El llamado de un “replanteamiento” para lograr un “nuevo humanismo europeo” del Santo Padre, se selló con una foto que quedará para la historia. Los 27 jefes de los gobiernos europeos junto al Papa Francisco bajo la mirada del “Juicio Final” que pintó Miguel Ángel en la Capilla Sixtina. La historia nos dirá si Europa será o no capaz de afrontar eficazmente los desafíos actuales y resistir al paso del tiempo.

El cristianismo late en el corazón de Europa

Francisco recordó las palabras de San Juan Pablo II: “el alma de Europa permanece unida porque, además de su origen común, tiene idénticos valores cristianos y humanos, como son los de la dignidad de la persona humana, del profundo sentimiento de justicia y libertad, de laboriosidad, de espíritu de iniciativa, de amor a la familia, de respeto a la vida, de tolerancia y de deseo de cooperación y de paz, que son notas que la caracterizan”.

Quiénes Somos | Estructura Corporativa | Aviso Legal | Dónde Llegamos | Contacto

Copyright © 2014. Editorial Diario Los Andes. Venezuela | RIF: J-09003756-0

Powered by:Venetech Smart Solutions