DLA Columnas | 19/02/2017 | 1:00 am
La tenebrosa ‘manipulación mental’

Por: Ernesto Rodríguez

Una de las cosas más terribles que le puede suceder a una ciudadana o un ciudadano es que viva en una dictadura y sufra una ‘manipulación mental’ por la cual se convierte en un robot totalmente fanatizado, cargado de intolerancia, odio y veneno hacia cualquier otro ciudadano que disienta de esa dictadura. En efecto, un ciudadano con un cerebro manipulado pierde la capacidad de ver la realidad y analizar y pensar de una manera crítica y autónoma, y es capaz de aplaudir las peores atrocidades de la dictadura porque ha perdido todo tipo de escrúpulos morales y hasta llega a sufrir una inversión de valores éticos.

En el comienzo de la tragedia ‘Macbeth’ (aprox. 1606) del dramaturgo inglés William Shakespeare (1564-1616), las tres brujas dicen al unísono: “Lo hermoso es cochino, y lo cochino es hermoso”. Pues bien, el ciudadano robotizado, al igual que esas tres brujas, y debido a la manipulación mental que le hace la dictadura,  llega a aplaudir que la población viva mal y rechaza con un odio visceral a los ciudadanos que se esfuerzan por mejorar las condiciones de vida. En tal sentido es pertinente recordar a Adolf Hitler (1889-1945) que en una ocasión dijo: “Por medio de una utilización adecuada y perseverante de la propaganda, uno puede lograr que un pueblo vea el cielo como si fuera el infierno, o vea una vida espantosamente abominable como si fuera el paraíso” (1). El ciudadano manipulado mentalmente ilustra que Hitler desgraciadamente se percató de los sorprendentes efectos que se pueden lograr con la propaganda.

Pero no solamente las dictaduras fascistas manipulan el cerebro de los ciudadanos. En la famosa distopía del escritor inglés George Orwell (1903-1950) titulada ‘1984’ publicada en el año 1949, se describe una sociedad totalitaria de pesadilla, cuyas consignas gubernamentales son: “La Guerra es la Paz, la Libertad es la Esclavitud, la Ignorancia es la Fuerza” y en la cual el “Ministerio de la Verdad” se dedica a promover la mentira, el “Ministerio del Amor” se dedica a reprimir y torturar, el “Ministerio de la Abundancia” se dedica a racionar y promover la escasez, y así por el estilo. Aunque no se dice explícitamente, esa obra es una sátira genial y muy acertada de la manipulación mental típica de todos los falsos socialismos de tipo stalinista que ha habido en el mundo.

¿Quiénes son los ciudadanos más proclives a sufrir una manipulación mental?...Obviamente los más ignorantes son víctimas fáciles. Ya el autor venezolano Simón Rodríguez (1771-1854) dijo: “Al que no sabe cualquiera lo engaña” (2) y Simón Bolívar (1783-1830) también desconfiaba mucho de las personas ignorantes y en una ocasión escribió: “…el ignorante, que siempre está próximo a revolcarse en el lodo de la corrupción, se precipita luego infaliblemente en las tinieblas de la servidumbre” (3). No obstante, también hay ciudadanos que pueden tener algunos conocimientos y títulos y sin embargo son manipulados mentalmente. En esos casos la explicación probablemente radica en que perciben beneficios de ese gobierno dictatorial y como carecen de sólidos principios éticos bien reflexionados ‘aparentan’ que no se dan cuenta de las cosas malas que se viven. 

¿Cuál es el antídoto para evitar una manipulación mental?....El único remedio probablemente es una educación en valores éticos y democráticos que los niños deben tener desde la escuela primaria y luego durante toda su formación académica. NOTAS: (1) Referido por Cyrill Falls en su obra ‘OrdealbyBattle’ (I) (1943). Citatomada de pag.668 en ‘Random House Webster’s Quotationary’. Leonard R. Frank (Editor). RandomHouse. (2) ‘Pródromo de Sociedades Americanas en 1828’. (3) Carta a María Antonia Bolívar en Abril de 1825.FE DE ERRATA : Por motivos que no conozco mi artículo titulado SUPERBACTERIAS Y SELECCIÓN NATURAL DARWINIANA publicado el 12/02/17 se publicó con palabras pegadas que debían haberse publicado separadas.

ernestorodri49@gmail.com

Quiénes Somos | Estructura Corporativa | Aviso Legal | Dónde Llegamos | Contacto

Copyright © 2014. Editorial Diario Los Andes. Venezuela | RIF: J-09003756-0

Powered by:Venetech Smart Solutions