DLA Columnas | 15/01/2017 | 1:00 am
Aprender a reconocer las propias limitaciones y capacidades

Por: Ernesto Rodríguez

Según diversos autores, una de las cosas más importantes en la vida de cada persona es conocer las propias limitaciones. Esto significa tener conciencia y una actitud realista sobre las capacidades que tenemos o no tenemos. Por supuesto, hay dos extremos que hay que evitar: 1) Subestimar las propias capacidades y potencialidades y 2) Sobrestimarlas.

En efecto, es bien conocido que una de las características de las personas que sufren de depresión es que se subestiman de manera infundada en muchos aspectos. Pero igualmente nocivo o peor es un egocentrismo narcisista o una megalomanía sobre las propias capacidades. Las investigaciones en psicología han evidenciado que las personas tienden a sobrestimarse. En un estudio que se hizo con un millón de estudiantes universitarios en Estados Unidos, el 70% respondió que se consideraba por encima del promedio. Asimismo, en un estudio que se hizo también en Estados Unidos, un 94% de los profesores universitarios respondió que su trabajo tenía una calidad por encima del promedio (1). Un promedio es 50% y no hace falta decir que tanto los estudiantes como los profesores sobrestimaron su propia capacidad.

En política, no reconocer con honestidad las propias limitaciones es algo nefasto. En nuestro país, una de las características más perjudiciales es que cualquier mediocre, cualquier nulidad engreída, se considera con el derecho de ocupar un importante cargo de gobierno para el cual no tiene ni la más mínima preparación ni proyectos valiosos. Ese tipo de persona sabe que no tiene ninguna capacidad pero su único interés es llegar a un cargo para obtener beneficios personales, familiares o partidistas. En nuestro país casi nunca hay la intención de realizar una labor constructiva social a favor de la población y el país.

No obstante, muchas personas honestas tampoco están conscientes de sus limitaciones. El extraordinario filósofo griego Sócrates (469-399 A. de C.) expresó con gran agudeza la importancia de reconocer las propias limitaciones en todos los aspectos de la vida. El escritor griego Jenofonte (aprox. 428-354 A. de C.) entre otras obras escribió: ‘Recuerdos de Sócrates’ en la cual evidencia su enorme admiración por el  gran filósofo. En una parte de la obra Sócrates está dialogando con Eutidemo y Sócrates dice: “¿No es obvio que las personas obtienen muchos de sus beneficios cuando se conocen a sí mismas y muchas de sus desdichas cuando se auto-engañan?. Las personas que se conocen saben lo que es apropiado para ellas y pueden distinguir entre lo que son capaces de hacer y lo que no son capaces de hacer” (2). Ciertamente lo que dice Sócrates es una gran verdad. Muchísimas personas aspiran a ser grandes cantantes, o artistas, o poetas, o atletas, o muchas otras cosas, cuando en realidad no tienen ninguna capacidad y obviamente tarde o temprano el resultado es una gran frustración.

Por otra parte, la cuestión de ascender a un cargo en el cual la persona solamente manifiesta incompetencia ya ha sido estudiada. Por ejemplo, recordemos al conocido educador canadiense Laurence J. Peter (1919-1990) y al escritor canadiense Raymond Hull (1919-1985) que en el año 1969 publicaron su conocida obra: ‘El Principio de Peter’ en la cual enuncian: “En una jerarquía, todo empleado tiende a ascender hasta su nivel de incompetencia” y unas líneas más adelante enuncian el corolario: “Con el tiempo, todo puesto tiende a ser ocupado por un empleado que es incompetente para desempeñar sus obligaciones” (3).

Para finalizar, es muy importante aprender a no engañarnos sobre lo que podemos hacer exitosamente o no. NOTAS: (1) Pag. 68, en Cap. 4, en Jonathan Haidt ‘The Happiness  Hypothesis’. Basic  Books (2006).New York. (2) Libro IV, Cap. 2). (3) Págs. 28 y 29 en Laurence  J.  Peter y Raymond Hull ‘El Principio de Peter’. Plaza & Janés (1973). Edición original en inglés: 1969.

ernestorodri49@gmail.com

Quiénes Somos | Estructura Corporativa | Aviso Legal | Dónde Llegamos | Contacto

Copyright © 2014. Editorial Diario Los Andes. Venezuela | RIF: J-09003756-0

Powered by:Venetech Smart Solutions