Inicio
Mérida entre protestas y quema de cauchos Imprimir E-Mail
escrito por Teresa Omaña   
miércoles, 22 de mayo de 2013
Image
Docentes concentrados protestan frente de la plaza Bolívar
Acciones de calle realizaron ayer docentes pertenecientes a la Federación Venezolana de Maestros exigiendo un salario justo. Al igual que los trabajadores eventuales de la Universidad de Los Andes, quienes reclaman el decreto de los cargos fijos y pago de deudas, compromisos adquiridos con anterioridad 

Un numeroso grupo de docentes pertenecientes a la Federación Venezolana de Maestros (FVM), se concentraron frente a la plaza Bolívar de Mérida para protestar y demandar que el Gobierno nacional apruebe, por medio de un decreto presidencial, el aumento a los docentes nacionales, regionales y municipales del magisterio venezolano, a objeto de que se mejoren no solo su condición económica sino también su formación profesional.

Coromoto Delgado, presidenta de la Federación Venezolana de Maestros, señaló que existen suficientes razones para protestar la misma devaluación del bolívar, la inflación acumulada y el encarecimiento de los productos alimenticios y los personales.

Señaló que "con el pírrico sueldo que ganan los docentes no tiene capacidad para hacerle frente a sus compromisos familiares y personales, debido a que con un salario de 2.100 bolívares no se logra comprar lo que se podía adquirir en el mes de noviembre".

Al mismo tiempo, la presidenta de la Federación Venezolana de Maestros exhorta al gobernador Alexis Ramírez para que pague los compromisos económicos y las prestaciones sociales que tiene con los docentes estadales  y que hasta el momento no ha respondido.

Eventuales protestan

Alexander Flores, vigilante eventual de la Universidad de Los Andes (ULA), quien labora en el Jardín Botánico de San Juan de Lagunillas y vocero de los trabajadores eventuales, expresó que la protesta realizada ayer frente al Rectorado de la ULA, se debió a la falta de respuesta y la misma burla que mantiene la Oficina de Planificación del Sector Universitario (Opsu), por no ocuparse en solucionar esta situación.

Flores hizo dos llamados: uno a Tibisay Hung, presidenta de la Opsu y, otro, a Pedro Calzadilla, ministro de Educación Universitaria, para que ejecuten los compromisos adquiridos con los 589 trabajadores eventuales que esperan el decreto de cargos fijos, así como el pago de los cinco meses que hasta el momento les adeudan.

Graves consecuencias

Si el Gobierno nacional y regional continúa dando la espalda a los que luchan por alcanzar mejoras en la calidad de la educación, traerá graves consecuencias para los niños, niñas y adolescentes como a los estudiantes universitarios quienes no pierden el sueño de ser los mejores profesionales venezolanos del mañana.

 
Cámara de Comercio e Industria del Estado Táchira

Encuesta de la semana