Inicio
Escasez de plantas eléctricas en el Táchira incide en el alza de precios Imprimir E-Mail
escrito por Elizabeth Montoya/DLA Tachira   
domingo, 10 de enero de 2010
Los comerciantes recuerdan que a la hora de comprar una planta eléctrica se debe tomar en cuenta el consumo de energía de cada casa o negocio, el número de equipos y electrodomésticos que se desean encender con la planta eléctrica -por un período no mayor a cuatro horas-, y con base a esto, calcular el amperaje consumido y la capacidad que debe tener la planta. Vale recordar que equipos aunque de pequeño tamaño son de alto consumo tales como las licuadoras y los secadores de pelo, porque tienen resistencia y al encender los dispositivos exigen mayor flujo eléctrico

Luego de que comerciantes y proveedores de plantas eléctricas hicieran "su agosto en diciembre" con la venta de plantas eléctricas no sólo en el Táchira sino en todo el país, los pronósticos tanto para expendedores como para consumidores son poco alentadores para este año 2010, ya que a pesar de que hay una mayor permisividad por parte del gobierno nacional para la importación de estos equipos ante la grave crisis que atraviesa el Sistema Eléctrico Nacional, los precios seguramente se elevarán de manera considerable debido a la devaluación del bolívar anunciada por el presidente Chávez este viernes 08 de enero.

El gobierno nacional ha vislumbrado que las plantas eléctricas se han convertido casi en un artículo de primera necesidad no sólo para las empresas sino para la población en general que se ha abocado a la adquisición de estos equipos ante las fallas de energía, y ha venido "apretando las tuercas" de los proveedores -ubicados en su mayoría en el centro del país: Caracas, Maracay-.

Funcionarios del Instituto para la Defensa de las Personas en el Acceso a los Bienes y Servicios -INDEPABIS- no sólo hicieron una visita de cortesía a varios proveedores antes de que finalizara el año 2009 sino que los instaron "por las buenas" a bajar sus cotizaciones para este mes de enero.

Sin embargo, al ser consultados por el equipo reporteril de Diario de los Andes, los encargados de diversos comercios dedicados a la venta de dichos equipos de electricidad en San Cristóbal desestiman que haya una baja significativa en los precios debido a que cada día es menor el número y la variedad de plantas eléctricas disponibles en los comercios (especialmente de las de menor voltaje) y a una creciente demanda, no sólo ante el incremento de los racionamientos del servicio eléctrico -que las autoridades nacionales prevén se extenderá por lo menos hasta el mes de mayo- sino por las nuevas regulaciones que se están aplicando a los centros comerciales.

Incluso para mantenerse a flote y salvaguardar sus costos operativos y no tener que despedir empleados por bajas en sus ventas debido a los racionamientos, los comerciantes son los que más están invirtiendo en plantas eléctricas de entre 5 y 25 Kw, para mantenerse operativos en sus horarios regulares sin importar los cortes del suministro eléctrico.

Más demandadas

Los comerciantes señalan que las plantas eléctricas más demandadas siguen siendo las de menor voltaje -y por ende menor precio-, es decir entre 800 voltios a un kilovatio que sirven para iluminar una casa o apartamento pequeño.

Asimismo, destacan que hasta ahora se mantienen los precios del mes de diciembre, recordando que durante el último trimestre del año percibieron un incremento de un 40 a un 50 por ciento. Esta fijación de los precios de fines de 2009 se debe a que las tiendas no han cambiado sus inventarios de plantas eléctricas y están trabajando con el "repele" de lo que quedó del mes de diciembre, debido a que los proveedores no inician formalmente sus operaciones sino hasta este lunes 11 de enero.

Es decir, que todavía se puede conseguir una planta eléctrica de hasta un kilovatio entre los 800 y los mil 400 bolívares fuertes, y la variación más que del local depende de la marca: las marcas desconocidas son más económicas, y de las conocidas la Cormac ofrece buenas plantas a buen precio mientras que las más caras son las de Herragro y Honda.

Un factor importante que influye en el precio es si funciona a base de gasolina o a gasoil: las de gasoil son las más costosas por el costo del combustible, tarda más el combustible en consumirse y la máquina requiere un menor mantenimiento. De resto, otros factores influyentes son el encendido -si es de arranque manual o automático-, la garantía, etc.

Las plantas eléctricas de 2, 5 kilovatios (Kw) ya se cotizan entre 3000 a 3400 bolívares fuertes las de gasolina, y entre 5.000 a 5.200 bolívares las de gasoil de marcas como Rum o Domopower. Ya las de 3 a 3,5 Kw de gasolina están por el orden de los 4.800 a 5.000 bolívares fuertes.

Las de mayor potencia, que pueden arrancar artefactos eléctricos como neveras y hasta aires acondicionados como las de 4,5 a 5 Kw están entre 5.300 a 6.200 bolívares fuertes las de gasolina y entre 6.500 (arranque manual) y 8.900 las de gasoil, en ambos casos de marcas como Cormac y Herragro.

Las de 6 a 6, 5 Kw están por el orden de los 8.200 a 9.500 bolívares fuertes las de gasolina y hasta 11 mil bolívares fuertes las de gasoil. Las de 7, 5 Kw ya se elevan hasta los 20 mil bolívares fuertes, hasta 30 mil las de 14 Kw, y hasta 60 mil bolívares fuertes las de 15 Kw de marcas como Domosa.

No es tarea fácil

Los comerciantes recuerdan que la importación de plantas eléctricas tampoco es tarea fácil, pues la lista de requisitos que exigen de entes como Ministerio de Comercio antes de su aprobación es larga, y el proceso engorroso para solicitar los dólares a Cadivi y traerlo al país. Además cuando se abre la posibilidad de una inminente devaluación de la moneda, con un aumento del precio del dólar al cambio oficial se incrementarían igualmente los costos de importación.

 
Cámara de Comercio e Industria del Estado Táchira

Encuesta de la semana